Mostrando entradas con la etiqueta consultoria. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta consultoria. Mostrar todas las entradas

La innovación en el sector turístico




Esta semana he estado leyendo el informe realizado por el Aula de Innovación Turística de Esadecreapolis impulsado por ESADE Y Europraxis T&L, y me ha llamado la atención el títular: “España suspende en innovación en el sector turístico”.


Un suspenso muy académico, pero que confirma el discurso de muchos profesionales del sector; profesionales que trabajamos a diario con todos los agentes turísticos del territorio, tanto administraciones públicas como tejido empresarial y que constatamos que:

  Pocos innovan, muchos esperan, y casi todos, copian. 

No voy alargarme con todo el informe, pero sí que quiero destacar ciertos puntos que me han llamado la atención:

-Cómo puede ser posible que España esté posicionado entre los 4 países más visitados del mundo, y las inversiones que dedicamos R+D sean tan pocas? Durante el ultimo año las inversiones realizadas no superaron los 25 millones de Euros......

-Una cifra que me ha sorprendido: el 60% de los empresarios españoles están dispuestos a innovar.
Pero la realidad es otra, y, aludiendo a la crisis, las empresas del sector turístico nacional deciden no invertir en innovación. Detrás de esta excusa se esconde una mentalidad muy conservadora, y miedo al riesgo.

-Más del 70% de las empresas del sector turístico español afirma no haber recibido nunca ayudas en forma de subvenciones para invertir en innovación. Se constata una tendencia clara a atribuir la responsabilidad de esta situación a las administraciones públicas por su carencia en política de ayudas y en iniciativas en este sentido.

- El año 2007 se registraron en España cerca de 1.350 patentes, mientras que en Estados Unidos se registraron casi 29.700 y en Alemania alrededor de 23.700. En cuanto a las patentes registradas, en el sector turístico español, cerca del 40% de las inversiones del sector turístico corresponde a la restauración, mientras que alrededor el 35% pertenece a la hostelería.

- Más del 50% de los establecimientos turísticos han realizado su mayor inversión en herramientas de distribución online.

Enoturismo: Dos caras de un mismo territorio






En la actualidad, los territorios agrícolas clásicos ven la necesidad de crear proyectos turísticos para dinamizar nuevos planes de desarrollo económico territorial.

Los eminentemente vitivinícolas han hallado en el vino una fuente de interés, coherente con el territorio, sus gentes y sus tradiciones, y un eje vertebrador de la oferta turística. De hecho, en cualquier proyecto enoturístico de carácter territorial, suele apostarse por un destino sostenible y con sensibilidad medioambiental, una oferta turística claramente diferenciada de otras regiones rurales y adaptada, asimismo, tanto a las necesidades de productores y elaboradores como a las del visitante.
El turista actual está cambiando sus hábitos de viaje y busca otro tipo de alicientes en sus destinos. Por este motivo, el binomio vino-gastronomía se ha convertido en un producto de gran interés. Pero, en la vertebración de este turismo, es imprescindible que todos los actores del territorio colaboren, y que las bodegas –un elemento fundamental en la consolidación de este producto– se impliquen sin remisión. En este sentido, no hay duda de que la creación de rutas vinícolas ha constituido un buen acicate para involucrar a todos los agentes de la zona y articular un producto turístico basado en el vino.
A continuación, presentamos un análisis del sector enoturístico desde dos puntos de vista clave, el de la demanda del turista actual y el de la oferta turística del territorio. Hablaremos también de la promoción de dicho sector y de su asignatura pendiente: la comercialización.
1.El turismo: aparición de nuevos gustos y nuevos consumidores. Enoturismo

.

Marketing y Comunicación, la asignatura pendiente de las bodegas españolas





El director de marketing y comunicación es la asignatura pendiente para la mayor parte de las pequeñas y medianas bodegas del país.

Los bodegueros no cesan de invertir en sus instalaciones, en maquinaria, en tecnología, para elaborar el mejor producto. Cuando nos asomamos a las cifras por ellos manejadas para estar al día, nos sorprende las partidas presupuestarias dedicadas a estos menesteres.Pero todavia nos sorprende más, al observar que cuando llega la ultima fase, cuando toca posicionar el producto y comunicar todos estos valores añadidos, pues justamente en esa fase, no se invierte.
Los bodegueros, en su mayor parte personas arraigadas a la tierra, se descolocan, están desubicados cuando se les habla de los valores no tangibles. Siempre se encuentran con el dilema de intentar evaluar un trabajo, que en la mayor parte de las ocasiones, es de difícil valoración.
“Pensar en crear campañas de promoción, pensar en como generar noticias; pensar como y con quien creo alianzas para reforzar mi imagen de marca, pensar de que manera he de posicionar mis productos en la red, en que nuevas actividades transversales se me ha de asociar... buscar nuevos mercados y lanzar campañas para buscar nuevos consumidores, pensar qué hacer para llegar a los prescriptores.....".

El mercado dominado por la gran distribución



Anualmente el 55% de la venta de productos agroalimentarios en España está en manos de tres grandes cadenas de distribución.
El comercio tradicional está desapareciendo debido al poder de las grandes cadenas, estos no pueden competir ni en precio y muchas veces ni en servicio.
En estos tiempos de crisis la situación se ha agravado, las grandes distribuidoras han encontrado la solución creando y reforzando la comercialización de productos con su propia marca, líneas blancas asociadas a buen precio.

Precios justos en el campo, precios justos en la ciudad





El sábado 20 de febrero al salir de la oficina me encontré con una manifestación, como es habitual en estos tiempos que corren. La vía Layetana estaba tomada por miles de payeses y unos cuantos tractores, que se manifestaban, para denunciar la situación en que se encuentra el sector agrario. Indefensos por la bajada de los precios y la importación de productos de otros países, les resulta imposible sobrevivir de sus explotaciones.El lema de la convocatoria era “Precios justos en el campo y en la ciudad. No a la indiferencia del Gobierno”.
Según la organización convocante; Unió de Pagesos, los agricultores catalanes, pero podemos ampliar a los de toda España, , se sienten abandonados por las administraciones públicas que no han reaccionado con medidas reales y efectivas. ante la situación actual del sector agrario.
Por otro lado se quejan del poder de la distribución, que según ellos controla el precio del mercado, pagando los productos por debajo del precio de producción., Según fuentes de U.P. estos abusos por parte de las distribuidoras han llevado a la disminución de la renta agraria de un 43% desde el año 2001 hasta la actualidad.

La importancia del Branding



Somos lo que elegimos, somos lo que consumimos. Vivimos en un mundo rodeado de marcas, rodeados de tentaciones que nos incitan al consumo.
Las marcas son las encargadas de desarrollan una serie de atributos, que su consumidor objetivo reconocerá, incitando al acto de compra. Las marcas posicionan al consumidor frente la sociedad. Hay tantas posibilidades de desarrollar una imagen de marca como consumidores hay en este mundo. Cada marca nos transmite su propuesta con el objetivo de satisfacer las necesidades de cada cliente. Así ,por ejemplo hay marcas que nos inspiran confianza, hay marcas que nos posicionan socialmente. Hay otras que son símbolos de la sociedad que vivimos.
Las marcas son activos intangibles pero críticos, con capacidad para crear un valor significativo para los consumidores y para el negocio. Son fuente de rentabilidad y un vehículo para maximizar el crecimiento de las empresas, y por lo tanto un eje principal de la estrategia corporativa.

Analisis sobre el sector agroalimentario







El patrimonio alimentario del territorio representa un gran recurso para desarrollar y potenciar las economías locales. Por este motivo voy a dedicar los próximos post, a plantear la situación en que se encuentra el sector artesano agroalimentario en nuestro país. Todos los contenidos de los siguientes artículos, están documentado a partir de diferentes estudios sobre; Medio rural, Comercialización de productos agroalimentarios y varias encuestas. Realizadas por nuestra consultoria, a diferentes agentes del sector. Formularios recopilados a través de nuestros trabajos, de dinamización de proyectos de desarrollo económico en el ámbito agroalimentario y turístico.
La artesanía alimentaría esta a medio camino entre la economía y la cultura. Por un lado es un fondo de riqueza y actividad económica, por otro lado, la producción y la elaboración tradicional, supone un legado patrimonial cultural de la zona. Las empresas agroalimentarias locales están estrechamente vinculadas al sector turístico, artesano y patrimonial, reforzando las relaciones de desarrollo territorial integrado. Cabe destacar, que la artesanía alimentaría es una pieza importante para el desarrollo del sector primario. Ya que productores y elaboradores, comercializan los productos locales ,y en muchos casos ayuda a complementar la economía de los pequeños campesinos y ganaderos, que tienen dificultad en dar salida a sus productos a un precio digno. El mundo agroalimentario ha sufrido numerosos cambios frutos de las épocas en las que vivimos. Nuevos hábitos alimentarios, nuevos modelos de producción y comercialización. Los gustos del consumidor varían constantemente. Teniendo en cuenta, que los productos identitarios son los que marcan la diferenciación territorial, y constatando la dificultad que tienen para expandirse. Debemos empezar a pensar en herramientas para ayudar, por un lado a sensibilizar al consumidor sobre el consumo de productos de proximidad, y por el otro, ayudar a buscar nuevos canales de venta y comercialización de estos productos. Después de revisar varios estudios, he encontrado información varia, sobre el perfil de los artesanos agroalimentarios en general, estos datos nos darán unas pautas para conocer la situación del sector y analizar sus profesionales.
Para empezar diferenciaremos dos tipologías de artesanos:
- Campesinos, ganaderos, que ellos mismos son productores y elaboradores.
- Elaboradores que transforman la materia prima que compran a otros campesinos.
El sector agrario es un sector muy envejecido, la mayor parte de los campesinos tienen una edad comprendida entre los 55 a los 65 años. En cambio el sector secundario, productores elaboradores agroalimentarios, observamos que más del 50% tiene una edad comprendida entre 35-50 años, un perfil considerado joven según catalogación del Departamento de Agricultura. Otro dato que debemos tener en cuenta, es que muchos de los jóvenes están en el sector porque han heredado la explotación. Estos datos hay que analizarlos, ya que a partir de aquí, sabremos si las explotaciones y las pequeñas empresas, tendrán continuidad y si habrá relevo generacional. La mayor parte de empresas artesanas alimentarias son de carácter familiar, en la mayoría de los casos el hombre se encarga de la explotación agraria y la mujer de la producción de algún producto, elaborado con la materia prima, que ellos trabajan. Por este motivo, hay una presencia femenina muy grande en el sector. Es muy importante analizar el nivel escolar de los artesanos para pensar en futuras acciones de carácter empresarial, Casi todos los artesanos tienen un nivel escolar primario, entorno al 40% tienen estudios secundarios y alrededor de un 5% estudios universitarios. Según fuentes del Dar estudio EEEA 2005 (Encuesta de estructuras de explotaciones agrarias a Cat,) la mayor parte de empresas agrarias son de carácter familiar y tienen pocos trabajadores contratados. El 80% de empresas tienen menos de 8 personas contratadas. Alrededor del 15% tienen entre 9-16 personas trabajando en sus instalaciones. A partir de esta realidad la industria agroalimentaria ha de enfrentarse a nuevos retos: Nuevas demandas del consumidor. Nuevos formatos, nuevos productos... Nuevos canales de distribución. Aquí internet tiene es una pieza clave. Cada vez hay más competencia en todos los niveles de la cadena de la comercialización. Hay más competitividad y eficiencia entre los productores, esto quiere decir más servicios Necesidad de mayor profesionalización y de cultura de empresarial para poder salir adelante. Hay una diferenciación total, entre empresas por sus dimensiones y capacidades. Demanda de más servicios, mejor distribución, más documentación, degustaciones de productos, hacer vivir una experiencia al consumidor ... El consumidor es más exigente y valora la información y los valores añadidos que los elaboradores dan a sus productos, calidad, beneficios para la salud, sensibilización con el medio ambiente ... Por este motivo debemos pensar en hacer un cambio de mentalidad y empezar a ser eficiente con la producción.
La clave es ser competitivo y generar valor añadido.
E iniciar acciones, a partir de crear una estrategia colectiva, para dinamizar proyectos conjuntos, con todos los agentes del sector. Hemos de encontrar en este mercado global, tecnológico, competitivo, una oportunidad para los pequeños productores y elaboradores. Ellos son la clave de la diversidad y de la identidad del territorio.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...